lunes, 10 de noviembre de 2008

Adaptación

Es impresionante la capacidad de la gente para adaptarse a las condiciones de la vida por duras que sean. Durante nuestro viaje hemos visitado sitios inhóspitos, pueblos cuyas casas eran apenas unos trozos de madera intercalados cubiertos por techos de chapa, donde se viven temperaturas de -30ºC...

Esa adaptación se percibe hasta en los más pequeños detalles de la vida cotidiana. Recuerdo como simple anécdota el hecho que observamos nada más bajar del avión: el 95% de los coches tienen el volante a la derecha como los ingleses, sin embargo se conduce como en el resto de Europa, por la derecha. Para el que lo haya intentado, sabrá que esto entraña una enorme dificultad al tiempo que un alto riesgo por tener menor visibilidad desde ese lado del copiloto. La explicación es el elevado coste de los vehículos importados desde occidente en comparación con adquirirlos directamente en Japón. Sí, allí se conduce como en el Reino Unido, y lógicamente llevan el volante al otro lado. Sólo unos pocos privilegiados conducen coches europeos más algún antiguo Lada que todavía funciona.


La imagen corresponde a un fotograma que capturé desde el asiento de atrás del coche,
en el que se puede observar la relativa dificultad para adelantar, si el puesto de conducción se encuentra a la derecha, menos mal que las carreteras suelen ser laaaaargas e interminables rectas a través de los bosques de la Taiga.

--X--

En estos días leo la noticia del accidente en el submarino ruso, en el que han muerto 20 personas. Por estas casualidades de la vida, resulta que el susodicho submarino ha sido construido en la ciudad de Komsomolsk en el Amur, y la mayoría de los civiles muertos eran técnicos de sus astilleros.

Desde aquí envío un virtual pésame por ellos, que por estas circunstancias uno siente un poco más cerca al haber recorrido sus calles, visitado sus tiendas, y conocido sus gentes hace muy poco. Aún en esta enorme distancia, y pese a que el interés internacional sea que el reactor no sufrió ninguna pérdida radioactiva, un sentir solidario por estas personas...


Seguiré escribiendo anécdotas...

2 comentarios:

Susana dijo...

No tengo carnet de conducir. Lo que no entiendo es porque una nación como Rusia decidió adoptar un tipo de conducción tan británica.

... Jeje, ha tenido que ser una odisea para tí. Con lo facil que se conduce en España, con los coches adecuados.

Cosas de este Europa que no sabe si es coja de izquierda o de derecha.

Lo del submarino... no coments. Soy antinuclear.

Valeria dijo...

Sin dudas este viaje fue algo excepcional, desde tus primeras palabras se nota que te impactó. Me sumo al pésame por las personas fallecidas en este trágico accidente. Un abrazo para vos. Valeria

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...